Fue Enzo Ferrari quien dijo que el Jaguar E-type es el automóvil más bello jamas fabricado, y en mi opinión no le faltaba razón.

El E-Type (XK-E en América) se presentó al público en Salón del Automóvil de Ginebra en marzo de 1961 y causó una gran expectación. Pocos meses después fue presentado en el Salón del Automóvil de Nueva York donde se convirtió en la sensación mundial del momento en el mundo del motor.

Y ahora, más de 50 años después de su aparición, el diseñador industrial Lazslo Varga rinde tributo al mítico deportivo con este fantástico ejercicio de estilo que devuelve al Jaguar a los tiempos actuales manteniendo intacta la pureza de sus líneas.